Diecinueve menores, a la espera de una familia de acogida en A Coruña

Un total de 48 coruñeses acogen temporalmente a 69 menores E El objetivo es que los pequeños regresen a su casa cuando sus padres biológicos resuelvan su problemas

 

AGENCIAS | SANTIAGO Siete grupos de varios hermanos están en la actualidad en espera de una familia que los acoja temporalmente en la provincia de A Coruña. Se trata de 17 niños de diferentes edades a los que se suman otros dos menores, que están separados de su familia.

Un total de 48 familias coruñesas participan actualmente en el proyecto de Acollemento familiar que Cruz Roja desarrolla en toda Galicia desde 1995 en colaboración con la Xunta. Con ellas conviven temporalmente 69 menores bajo medida de protección jurídica o administrativa por algún problema en su hogar y a los que proporcionan “cuidados, afecto y apoyo mientras se solucionan los problemas de la familia de origen”.

No obstante, desde Cruz Roja destacan que la necesidad de familias, de uno o varios miembros, dispuestos a acoger a un niño o adolescente “es permanente” y ahora 19 de los menores, 17 de ellos pertenecientes a grupos de hermanos, necesitan un hogar temporal en la provincia coruñesa.

Cruz Roja señaló que, sobre las familias que se integran en el programa, “no importa su nivel económico y que lo que se valora es la aportación positiva que puedan hacer a los menores”. De este modo señalan que se analiza su motivación, su disposición a ayudar y que sea “un hogar con una vida equilibrada, cariñosos y dispuestos a implicarse en la educación del menor”, ya que éste se encuentra habitualmente “en una situación de inestabilidad y carencias”.

La entidad que promociona esta iniciativa explicó que existen tres modalidades de acogimiento, que se aplican tras el estudio detallado de cada caso. Por una parte, está la Atención de día, por la que el menor vuelve a casa de su familia biológica cada tarde; otra de Fines de semana y vacaciones, y una tercera de acogimiento temporal hasta que se supere la situación que provocó la separación.

Además, se pueden dar también en ocasiones casos de Acogimientos de Urgencia, según puntualizó Cruz Roja, que se producen en situaciones urgentes y se desarrollan mientras se valora la situación de la familia. Su duración no se prolonga más de seis meses.

Cruz Roja asegura que las actividades de formación “son muy importantes dentro del proceso del acogimiento”. Se trata de ocasiones que proporcionan a los participantes una oportunidad para compartir vivencias, contrastar las ideas y expectativas propias con la realidad, conocer directamente la experiencia de otros acogedores, modificar actitudes y sensibilizarse ante determinados aspectos.

Los objetivos de las periódicas sesiones formativas se centran, entre otros aspectos, en conocer cómo ha de ser la relación entre un menor acogido y su familia de origen, preparar a las familias de acogida para el momento de la despedida en el momento del retorno del menor con su familia, y encauzar la relación entre la familia acogedora y el menor para que sea la óptima y para que el acogimiento se desarrolle de forma positiva. Además, estas sesiones proporcionan a los participantes, según indicó la ONG, las “habilidades necesarias” para hacer frente “de manera adecuada” a las “tareas y retos” del acogimiento.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en acollida/acojida de menores, Acollida/acojida temporal, laopinioncoruña.es, noticias. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s